Ayudas a la fertilidad, Biblioteca de Fertilidad, Fertilidad Femenina y Masculina, Infertilidad, Información general sobre la fertilidad

El mejor momento para quedarse embarazada: La ventana fertil

9. Pregunta: ¿Cómo puedo identificar mi ventana fértil, o los mejores días para lograr concebir?

Respuesta: Cualquier gineco-obstetra te dirá que para aumentar tus posibilidades de concebir debes hacer el amor regularmente, al menos dos o tres veces por semana aún cuando no estés en tus días fértiles o cerca de la ovulación. Detrás de esto hay dos razones fundamentales, la primera es que en ocasiones la ovulación puede ocurrir de manera imprevista fuera del momento en el que debería y en segundo lugar está el hecho de que los espermatozoides pueden sobrevivir (en condiciones ideales) en el cuerpo de la mujer varios días, llegando en algunos casos hasta una semana. Una vez que has establecido una rutina base de encuentros íntimos lo siguiente que tienes que hacer ese identificar tu “ventana fértil”, ese puñado de días justo antes de la ovulación (además del propio día en que esta ocurre). Si puedes identificar estos días con precisión serás capaz de aumentar exponencialmente tus posibilidades de concebir en cada ciclo.

Durante la ventana fértil debes mantener contacto íntimo a diario (a menos que existan problemas con el conteo espermático). Si tu pareja tiene problemas con el número de espermatozoides debes consultar con tu médico respecto a las posibles soluciones así como para preparar un esquema de relaciones sexuales dirigidas 100% personalizado que no impacte negativamente la producción de espermatozoides. El período de máximas fertilidad suelen ser las 24 horas posteriores a la ovulación así como los dos o tres días previos a la misma. Al usar distintos tipos de dispositivos para predecir la ovulación (pruebas de LH, monitores, microscopios, etc) serás capaz de identificar el momento en que inicia la ventana durante la cual podrás concebir un bebé. Dado que el óvulo tan sólo puede vivir como mucho un día, el planificar las relaciones sexuales justo después de haber ovulado no te ayudará a concebir, a pesar de ello los médicos siempre recomiendan que, por si las dudas, tengan contacto íntimo también ese día, tan sólo por asegurar.

Una vez más, dado que los espermatozoides pueden vivir por un tiempo dentro de la mujer, no está de más planificar los encuentros íntimos un poco antes de la ovulación a fin de apostar a lo seguro. Aún cuando creas que todavía faltan cinco días o más para ovular, no está de más hacer el amor. Por otra parte, la presencia de moco cervical fértil (con aspecto de clara de huevo) no sólo te dirá que estás en tu momento más fértil sino que además protegerá a los espermatozoides aumentando su expectativa de vida; en efecto, el moco cervical fértil debería ampliar la ventana fértil al crear dentro de tu cuerpo un “entorno amigable” con los espermatozoides, así las cosas ¡cuánto más puedan durar los espermatozoides, MEJOR!

Más allá de hacer el amor 2 o 3 veces a la semana a lo largo de todo tu ciclo, la mejor forma de identificar tu ventana fértil es a través de un calendario de ovulación o un registro de la temperatura basal corporal. Calcular cuando ovulas es la clave, de manera que llevar un registro de los síntomas de fertilidad (MC, dolor ovulatorio, elevación de la temperatura basal, uso de monitores de fertilidad y pruebas de ovulación o una conjunción de varias técnicas) pondrá ante ti una constelación de indicadores que incluyen casi todas las facetas del registro de fertilidad, cada una de ellas orientada a intentar mostrarte cual es el mejor día para concebir.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *